Neonomicon

Neonomicon es un cómic con guion de Alan Moore y dibujo de Jacen Burrows en el que una pareja de agentes federales investiga un extraño culto sexual. Es el segundo acercamiento de Moore a la obra de H.P. Lovecraft, tras «The Courtyard» y antes de «Providence»

La historia sigue el esquema habitual en otras historias de terror ambientadas en el mismo universo de ficción. Extraños asesinatos, unos investigadores empiezan a tirar del hilo y descubren la existencia de una terrible secta …

Pero Neonomicon tiene dos temas que le hacen destacar

Neonomicon

Horror sexual

Empiezo por el más polémico. Esta historia tiene escenas de sexo explicito y violencia sexual que pueden resultar bastantes pertubadoras. Alan Moore suele incluir violaciones en sus historias. Él dice que en el mundo real existen y que si en la ficción metemos todo tipo de asesinatos, ¿por qué habríamos de obviar la violencia sexual? (Lamento no poder citar fuente, leí estas declaraciones en una entrevista que le leí hace tiempo)

Por ejemplo. En Watchmen tenemos al Comediante. Un tipo del que se nos dice que tiene cero empatía y que hasta llega a disfrutar al causar dolor. Que usa un lanzallamas para matar a sus víctimas porque así les hace sufrir más. También se nos dice que es un violador. Bien. Encaja con el perfil de personaje que se nos presenta. Lo extraño sería que El Comediante no fuera un agresor sexual.

Y aquí es lo mismo. En nuestro mundo la mayoría de cultos sectarios tienen una componente sexual. ¿Por qué no habrían de tenerlos los cultos a Cthulhu, Dagon o demás ralea? Es más, se suele decir que Lovecraft no incluyó el tema sexual en sus historias. Pero que este autor no lo incluyera de forma explícita no implica que las relaciones sexuales estén del todo ausentes en sus relatos. A fin de cuentas, ¿de donde provienen los híbridos de los que se nos habla en La Sombra sobre Innsmouth?

El problema con Neonomicones que puede resultar *demasiado* explícito. Si, El Comediante es un violador. En From Hell o V de Vendetta también se nos habla sobre el tema. Pero Alan Moore se limita a mencionarlo. No nos muestra detalles. En esta obra se recrea.

Todo esto hace que la historia tenga un tono mucho más turbio del acostumbrado en otras historias de este subgénero del «horror cósmico». Y esto puede no ser del gusto de todo.

La realidad lovecraftiana consciente

El otro aspecto llamativo de esta historia es que los personajes son conscientes de la existencia de Lovecraft como autor. Ya habíamos visto historias que toman la mitología del autor y su círculo y lo llevan a ambientes modernos, como en la serie True Detective. Pero todas estas obras parten de la base de que el mundo donde se ambienta es como el nuestro pero con el cambio de que el autor de Providence nunca existió.

Lovecraft escribió unos relatos en una realidad imaginaria en la que existen todos estos horrores cósmicos. Las versiones en la actualidad de sus historias se ambientan en el futuro de esa realidad imaginaria, en la que el autor no existe. Pero ya sabemos el gusto de Alan Moore por jugar con los límites entre lo que es ficción y lo que es real.

Neonomicon se ambienta en una versión de nuestra realidad en la que los mitos son reales, pero también lo son Lovecraft y sus novelas. Esto nos lleva a situaciones muy llamativas. En la serie True Detective, cuando se menciona Carcosa y El rey de amarillo nadie sabe a que se refiere. Cuando en Neonomicon un asesino habla incoherencias sobre R’lyeh o Carcosa, los personajes le responden «ah, te refieres a los relatos de Lovecraft, ¿no?»

Hay un diálogo muy divertido en la línea: «Parece que adoran a Cthulhu. ¿A Cthulhu? Mi sobrina tiene un peluche de él»

De hecho, la gracia de la historia es ¿los sectarios de Neonomicon son locos que han leído demasiadas novelas pulp, o Lovecraft conectó de alguna forma con una realidad extraña que el resto no somos capaces de ver?

Neonomicon, opinión personal

Neonomicon es un acercamiento original al mundo de Lovecraft por parte de Moore. El dibujo de Burrows es algo tosco, pero creo que encaja bien con lo que se nos cuenta. La historia en si no es muy original, la clásica secta que hace cosas y un grupo de investigadores empieza a tirar del hilo. Pero tiene elementos interesantes, como la inclusión del autor de Providence como realidad en la historia.

Por otra parte, sus escenas de violencia sexual explícita pueden resultar pertubadoras y dejar con mal cuerpo al lector. Que supongo será lo buscado, pero avisados estáis.

Pero en general es una historia prescindible. El cómic está bien y resultará interesante a los aficionados al horror cósmico, pero desde luego no es un «must read» ni una de las obras más destacables de Alan Moore.

Para el que sepa donde se mete.

Comprar Neonomicon en Amazon: