No demano gran cosa

Ayer, en clase de catalán el profesor nos leyó un poema de Miquel Marti i Pol, que me gustó mucho y voy a reproducir aquí. Por cierto es un poema “blanco”, es decir, sin ningún tipo de carga política ni nada por el estilo.

El poema está en catalán. Después lo pongo traducido.

No demano gran cosas

No demano gran cosa:

poder parlar sense estrafer la veu,
caminar sense crosses,
fer l’amor sense haver de demanar permissos,
escriure en un paper sense pautes.

O bé, si sembla massa:
escriure sense haver d’estrafer la veu,
caminar sense pautes,
parlar sense haver de demanar permissos,
fer l’amor sense crosses

O bé, si sembla massa:
fer l’amor sense haver d’estrafer la veu,
escriure sense crosses,
caminar sense haver de demanar permissos,
poder parlar sense pautes

O bé, si sembla massa…

La traducción:


No pido gran cosa
Poder hablar sin disfrazar la voz,
caminar sin muletas,
hacer el amor sin tener que pedir permiso,
escribir en un papal sin reglas.

O bién, si parece demasiado…

Libro recomendado: Alexándros

Me estoy leyendo la trilogía de Alexándros, escrita por Massimo Manfredi

La trilogía (El hijo del sueño, Las arenas de Amón y el Confín del mundo) cuenta, la vida del gran rey macedonio Alejandro Magno, posiblemente el mayor conquistador de la historia.

En el primer libro conocemos su infancia, la personalidad de su padre Filipo, un hombre que desea ser griego, pero que es considerado como un bárbaro por ellos. La dificil relación entre Olimpia, su madre, y Filipo. La educación con Aristóteles. Su deseo de llegar a reinar sobre el mundo, llevando la cultura helénica a todos los rincones. La sospechosa muerte de su padre Filipo, asesinado en la boda de su hija Cleopatra.

El segundo es una sucesión de épicas batallas, en la que se nos muestra claramente la personalidad del joven rey. Comprobamos su deseo de perdurar en la historia, como el heroe homérico Aquiles. Su furia irracional cuando fallan sus planes. Su obstinación, negándose a rendirse sea cual sea el obstáculo. Su clemencia y generosidad con los vencidos. La relación que mantiene con sus generales.

Ambos libros son bastantes buenos, sobre todo el segundo, en la que asistimos no solo al marchar imparable de Alejandro sobre Asía sino también, y esto es posiblemente lo mejor de la historia, su enfrentamiento contra el mercenario Mennón. Es realmente interesante ver como Alejandro se enfrenta a desafios cada vez mayores y los va superando.

Muy recomendable para los amantes de la historia, de la épica, y de los grandes guerreros. Ya os contaré el tercero

El nombre de la rosa

Hace poco que terminé de leerme el Nombre de la Rosa, de Umberto Eco. El libro trata sobre las investigaciones realizadas por un monje Franciscano para tratar de resolver los crímenes cometidos en una abadía Benedictina durante el siglo XIV.

La trama girá alrededor de las investigaciones detéctivescas del protagonista y su aprendiz Adso, sobre las discusiones teológicas de la época, en especial la pobreza o no de Jesucristo y sobre los libros guardados en la biblioteca abacial.

El libro nos sumerge de lleno en la época, en la manerá de pensar de la época, en las herejías (estamos en la época del primer gran cisma de la iglesía católica), en los conflictos teológicos y morales, en la vida de la abadía, en el medievo en suma.

Libro denso, con grandes descripiciones, parábolas bíblicas, discusiones teológicas, trufado de frases en latín, y de lento y pausado desarrollo.

Recomendado: Si te gustan las historias medievales y la historia. Si quieres saber algo sobre la vida en la edad media. Y si no te importa leer un libro donde tiene más peso una buena ambientación que una trama que avance a la velocidad del rayo

Voto a cristo que es un buen libro

El capitán Alatriste
El capitán Alatriste

Hace un par de días terminé el cuarto libre de Alatriste. Si en el primero nos presentaba los ambientes del Madrid del cuarto Felipe, en el segundo glosaba sobre el tenebroso Santo Oficio, en el tercero nos llevaba de la mano hasta las grandes batallas de los tercios, ahora nos sumerge de lleno en el mundo de los ladrones, mercenarios, asesinos a doblón y demas gente de dudoso honor.

En esta ocasión Iñigo y Alatriste son reclutados por Quevedo y el Conde de Guadalmedina para recuperar un cargamento de oro que el Duque de Medina-Sidonia quiere escamotear al rey español. Vuelven a salir los personajes habituales, es decir, la menina real Angelica de Alquezar, que da un paso más en su relación de amor, odio y manipulación con Iñigo y el asesino Italiano Gualterio Malatesta el cual, personalmente, me parece el peor personaje de las cuatro novelas, no por ser mal personaje en sí, sino por que a estas alturas se hace demasiado repetitivo. Además repite Sebastián Copons, presentado en el Sol de Breda.

Poca acción y mucha descripción, como suele ser más o menos habitual, pero eso sí, impagables las discusiones entre la gente de la baja estofa en las que se mueven los protagonistos. No paramos de escuchar recristos, juramentos y mentadas al honor. Recordemos que cuando Reverte aposentó sus reales en su sillón de la Academia de la lengua su discurso versó sobre el lenguaje de los maleantes del siglo XVII. Vamos que en ese tema, ni Lope ni Quevedo le pueden hacer sombra.

Un libro bastante entretenido, sigue la linea de capa y espada más clásica, más próxima a los 3 mosqueteros. Si has leido los 3 primeros, no dudes en leer el cuarto.

Ultimo libro no leido, El libro de las Ilusiones (Paul Aster)

Libro ilusiones
El libro va sobre un escritor que pierde a toda su familia en un accidente aereo y a partir de ahí entra en una depresión terrible. Está al borde de la locura completa cuando un buen día viendo un documental sobre cine mudo vuelve a reirse año y medio después con un cómico semidesconocido llamado Hector Mann, que desapareció misteriosamente hace 70 años.

El prota decide enfocar su vida en conseguir ver todas las pelis de este actor y llega a iniciar una pequeña investigación sobre su vida. Todo esto, simplemente, para tratar de superar su depresión.

Pues nada, al final dejé el libro sin terminar. El libro está muy bien escrito, los personajes son interesantes, pero es que no tiene un rumbo claro. Es decir todo lo que te cuanta son simplemente, cosas que pasan. Mejor, que han pasado. Le falta algo de misterio, de emoción, algo que enganche, en definitiva. Los personajes están muy bien definidos, pero no son demasiado atractivos, no te idéntificas con ellos.

No lo recomiendo. Esta bien escrito, tiene buenos momentos, pero es que le falta lo mas importante, despertar el interés por la historía que cuenta.

Mas opiniones sobre El libro de las ilusiones