Perdida, de David Fincher.

Perdida, cartel de la película«Perdida» es una película de David Fincher protagonizada por Ben Affleck. Cuenta la historia de un escritor cuya mujer desaparece el dia del aniversario de ambos.

Me ha parecido una de las películas más flojas de Fincher. Se deja ver, pero no tiene la trascendencia de otras de sus obras, ni provoca demasiado interés.

A esta película le he encontrado dos problemas. El primero es la falta de verosimilitud. Todo thriller tiene sus giros inesperados y sus sorpresas asombrosas. En «Perdida» cada vez que la trama cambia de rumbo resulta poco creible. Todo pasa de forma muy forzada.

El otro problema es que en ningún momento llego a congeniar con los personajes. Los protagonistas no tienen ni la cuarta parte del carisma que los duos principales de otras películas de Fincher como Seven, La red social o Los hombres que no amaban a las mujeres. Lo que provoca que me de igual lo que les vaya a suceder. La única personaje con la que empatizo un poco es con la hermana del protagonista, interpretada por Carrie Coon.

No todo es malo en esta película. Sigue siendo un film de Fincher y eso se nota en la factura y en la manera de llevar la historia. Eso hace que la película despierte atención en el espectador. En manos de otro director habría resultado un bodrio, pero con Fincher supera el aprobado.

Nota: Bien.

Si has visto la película, continuo con spoilers. No sigas leyendo si aún no la has visto.

[spoiler]
La película tiene un par de momentos que me resultaron absurdos.

Paso a enumerar:

– El interrogatorio a Amy una vez ha vuelto de la mansión. Veamos, se la nota contradiciéndose y afirma que el personaje de Neil Patrick Harris la atacó usando un arma que no podría haber tenido. La jefe de policía capta todas estas incongruencias. ¿Y nadie pone en duda su versión? ¿Nadie le hace pruebas médicas? ¿Tan sencillo es fingir una violación? No, no me lo creo, es como si al FBI le diera pena por tener cara de niña buena y decidieran dar por válida su historia sin investigar en absoluto.

– Las cámaras de vídeo. Ellas se pasa varios días en la mansión. Bajo vigilancia continua. Y afirma a la policía que fue violada repetidas veces duranta su estancia. Con solo revisar las cámaras de vigilancia toda su versión se vendría abajo. Vamos, que me tengo que creer que les engaña a todos grabando un único momento y que la policía ignora todo lo demás y ya está.

– Una mujer que es capaz de crear un plan tan elaborado para que condenan a pena de muerte a su marido y que es capaz de rajar la garganta con un cuter a otra persona, ¿y se limita a echarse a llorar cuando le roban todo su dinero? Nada, otra cosa que habrá que creerse. Como habrá que creerse que desarrolle una conspiración tan retorcida y no caiga en la preocupación de no tener todo su dinero junto en un único sitio.

– También habrá que creerse que salga todo el día en la tele y nadie la reconozca porque se ha cambiado el pelo y se ha puesto gafas. Bueno, a Superman le funciona.

– Y el final ya es de traca. Tu mujer te ha querido matar, tu la odias, ella te odia, pero como está embarazada, pues nada, atado a ella para siempre.

Nada, que no. Que la historia hace aguas.

[/spoiler]

 

El cartel de la película es © Twenty Century Fox, la he sacado de la página oficial de Perdida