Eternauta Portada

El Eternauta

El Eternauta es una novela gráfica de ciencia ficción creada a finales de los años 50 por el guionista Héctor Germán Oesterheld y el dibujante Francisco Solano López. Ambos argentinos, se considera la gran obra del tebeo argentino, junto con la Mafalda de Quino.

Voy a hacer esta reseña en tres partes. Una primera no contando nada más allá del punto de partida. En otra hablaré del primer giro importante de la trama. Y para cerrar daré mi opinión sobre el final.

El argumento de El Eternauta es el siguiente. Unos amigos están reunidos en una casa de Buenos Aires para echar una partidita de cartas cuando empieza a caer una extraña nevada cuyos copos de nieve matan por contacto de forma casi inmediata. A partir de aquí se inicia una tensa historia de supervivencia. ¿Como enfrentarse a algo así? ¿Quedaran más supervivientes en Buenos Aires? ¿Cuál ha sido la extensión del desastre? Nuestros personajes tendrán que armarse de valor y de trajes protectores para salir a explorar al exterior.

El Eternauta es una historia de supervivencia. Es de uno de esos relatos en los que la humanidad está al borde de la extinción por algún motivo (zombis, apocalipsis nuclear, etc) y se nos cuenta la lucha de los supervivientes por vivir un día más.

El Eternauta Nevada

En este sentido, y si te gusta esta temática, es un lectura bastante satisfactoria, aunque puede tener algunos problemas de ritmo. El Eternauta se publicó en la revista semanal Hora Cero, en formato de tiras de prensa. Eso se nota en la narración pues cada poco se reitera lo ocurrido porque se asume que el lector está retomando una lectura que dejó la semana pasada. Además el guion de Oesterheld usa mucho los textos de apoyo, hasta un punto que puede resultar excesivo.

Aunque esta característica hasta le puede venir bien a la historia. ¿Por qué? Porque le da una densidad y una gravedad que encaja con la historia de muerte y supervivivencia que nos está contando. Aunque reconozco que a veces la narración de El Eternauta me parece demasiado lenta y pesada, creo que ayuda a que asimilemos lo que se nos cuenta.

Sobre el dibujo de Solano López, una sensación similar. Me parece demasiado tosco y duro. Rozando el feismo. Pero es el tipo de historia que se nos cuenta. Si estuviéramos en una historia romántica o de fantasía sus ilustraciones me sacarían de la historia, pero en este caso, también reman a favor.

El Eternauta y las lecturas políticas

Es habitual leer que El Eternauta tiene varias lecturas políticas. No voy a entrar en detalles por no detallar más cosas sobre la trama. Solo indicar que estas lecturas me parecen muy indirectas. Se suele afirmar que El Eternauta es una metáfora y aviso sobre el fascismo. Es cierto que Oesterheld era de ideas cercanas al comunismo y que de hecho fue detenido y hecho desparecer durante la dictadura argentina. Pero no me parece que estas críticas sean tan obvias.

Es decir, si lees la historia pensando en buscar dobles sentidos, pues los tienes. Pero si no estás atento, no es más que una historia de ciencia ficción. Por hacer un paralelismo, películas como Hijos de los Hombres pueden verse como metáfora política, pero también puedes verla como una historia de ciencia ficción sin más. Pues con El Eternauta pasa lo mismo. Incluso el subtexto es aún más sutil.

En resumen. El Eternauta es una obra densa, de supervivencia con un estilo de narrativa y dibujo muy de su época y con algunos problemas de ritmo. Sin embargo, si te atrae su propuesta, creo que no te defraudará.

Bastante recomendable

Y ahora, tras la imagen, sigo un poco más, comentando el primer giro de la trama. Por si aún no estás convencido de leerlo y quieres saber más.

Comprar El Eternauta en Amazon (enlace patrocinado)

Nevada Buenos Aires

Y detrás de la nevada …

¿Cuál es la causa del nevada mortal? Pues ni más ni menos que una invasión alienígena. Unos seres, los “Ellos”, quieren invadir la Tierra y su primera ataque consiste en esta nevada que aniquila de un golpe a la casi totalidad de la población. Los supervivientes tendrán que intentar organizarse para plantar resistencia y para contactar con otros supervivientes. Porque tras la nevada los alienígenas enviarán a varios tipos de tropas de infantería con el objetivo de eliminar a los que hayan podido evitar la nevada.

A partir de este giro, y durante casi todo el resto de la historia, El Eternauta pasa a convertirse en una especie de “Hazañas bélicas”. La preocupación de los protagonistas ya no es conseguir comida, agua o refugio, sino armarse, hacer incursiones contra los enemigos e intentar repeler la invasión.

El tono opresivo de la historia se hace aún más duro. Porque claro, ya no es solo que la nieve te pueda matar si sales a la calle sin protección. Soldados alienígenas van a ir a por ti para rematarte. Por cierto, ¿qué os decía de los dobles sentidos políticos? En esta parte es donde se acrecientan.

No sabía si revelar este primer giro o no, aunque muchas reseñas lo hacen, rompiendo esta primera sorpresa inicial. Pero creo que es necesario hacerlo, porque alguien puede llegar a este novela esperando una historia más ciencia ficción y de resolver el misterio tras la nevada y puede defraudarse al encontrarse algo más bélico.

Y ahora, detrás de la imagen, mi opinión sobre el desenlace

El Eternauta Soldados

El final de El Eternauta

Pues el final me parece muy duro, y bastante arriesgado. Si estás leyendo esto asumo que ya conoces la obra o que no te importa conocer el final, así que voy al grano. Los invasores ganan, la humanidad es destruida y los últimos reductos de resistencia son engañados y conducidos al matadero final. Solo sobrevive el protagonista, que viaja al pasado contando su historia al autor del Eternauta para que este pueda avisar a la humanidad.

Me parece un final muy valiente. Es muy extraño que una historia de este tipo acabe con el exterminio total de la especie humana y con la victoria absoluta de los invasores. El giro de que la historieta de El Eternauta sea un aviso para evitar una invasión es original (quizás previsible, porque desde el inicio sabemos que esto es un flashback contado a un historietista). Y de nuevo, la carga política en este punto final es aún más obvia. Buenas gentes, prepárense, o llegará el fascismo, nos convertirá en robots humanos y asesinará a los que se resistan.

Y con esto voy cerrando. El Eternauta es una historia que me ha gustado mucho, aunque es cierto que le he notado algún problema de ritmo o de dibujo, pero en general me parece muy recomendable. Eso sí, no apta para quien vaya buscando una lectura ligera.

Comprar El Eternauta en Amazon (enlace patrocinado)

Prueba gratuita de 30 días de Amazon Prime VideoPrueba gratuita de 30 días de Amazon Prime Video

Publicado

en

por

Etiquetas:

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *